Cargando
  • General

    ¿Necesitas Carbonato de sodio? Puedes hacerlo tu misma

    Muchas veces, al intentar hacer algún detergente casero o intentar limpiar alguna cosa muy concreta he topado con el componente “carbonato de sodio” o en inglés “Washing soda”. Este no debe confundirse con el bicarbonato de sodio, pero si tienes bicarbonato en casa, te enseñaré como convertirlo en carbonato.

    Ahora mismo en casa lo estoy utilizando en mi detergente de ropa casero, y estoy muy contenta con ello. Además descubrí que con el carbonato es mucho más fácil limpiar el cristal de la chimenea. Es muy fácil de hacer si tienes a mano bicarbonato de sodio y además es económico. Pero primero, quizás deba explicarte las diferencias que he encontrado en uno y el otro y un poco su historia.

    DIY de carbonato de sodio - prepara tu propio carbonato de sodio en casa

    ¿Qué es el carbonato de sodio y para qué se usa?

    El carbonato de sodio (Na2CO3) es una base cáustica (capaz de quemar, destrozar o dañar tejido orgánico lentamente con una reacción química). No es comestible, no se debería inhalar y puede dañar los ojos (aclarar los ojos con abundante agua en caso de contacto). Siempre debería llevarse guantes cuando se limpia con carbonato de sodio.

    Esto lo diferencia del bicarbonato de sodio (NaHCO3) que es algo más suave y se usa habitualmente en la repostería & Co. Es comestible y se puede usar como antiácido estomacal o pasta de dientes, por ejemplo. Aunque se puede comer, no debe entrar en contacto con los ojos ni ser inhalado.

    Tanto el carbonato de sodio como el bicarbonato pueden ser usados en la limpieza del hogar. El primero es algo más abrasivo y el segundo un poco más suave. Pero ambos no pueden faltar en un hogar libre de tóxicos.

    Cómo hacer Carbonato de sodio

    Video de cómo preparar el carbonato de sodio en mi canal de Youtube

    He encontrado en internet esta explicación más científica que explica la teoría detrás de lo que vamos a hacer:

    Siendo el carbonato (Na2CO3 – 2 moléculas de sodio, 1 de carbono y 3 de oxígeno) y el bicarbonato (NaHCO3 1 molécula de sodio, 1 hidrógeno, 1 carbono y 3 oxígeno) la diferencia entre ambos es agua y dióxido de carbono. Cuando se calienta el bicarbonato se obtiene carbonato, vapor de agua y dióxido de carbono.

    Fuente – Naturesnurtureblog

    Así que, para obtener el carbonato de sodio habrá que calentar el bicarbonato de sodio y eliminar agua.

    ¿Qué necesitamos?

    • Bicarbonato de sodio – yo normalmente hago 2 kg porque lavo y lo utilizo mucho, quizás en tu hogar con 1 tengas suficiente
    • Horno
    • Bandeja de horno
    • Espátula
    • Cuchara
    • Un bote con cierre

    ¿Qué hay que hacer?

    1. Calienta el horno a 200 °C.
    2. Esparce el bicarbonato en la bandeja de forma homogénea para que se caliente todo al mismo tiempo
    3. Ves removiendo de vez en cuando – yo mezclo cada 20 min aproximadamente
    4. Después de más o menos 1 h-1’30 h el carbonato debería estar preparado. Notarás una diferencia en su consistencia. El carbonato de sodio es un polvo más finito que el bicarbonato.
    5. Deja enfriar el polvo
    6. Una vez esté completamente frío viértelo en el recipiente – yo uso uno de cristal – y ciérralo para que no vuelva a recuperar la humedad.
    7. ¡LISTO!

    Si has hecho tu propio carbonato en casa, ¡cuéntame tu experiencia! ¿Para qué lo usas tú?

    Si te ha gustado, ¡Comparte!
  • También te puede interesar...

    1 Comment

  • Reply El mejor remedio sin tóxicos para limpiar el cristal de la chimenea 3 marzo 2021 at 10:06

    […] 1/2 Cucharada de carbonato de sodio […]

  • Leave a Reply

    Información básica sobre protección de datos Ver más

    • Responsable jennifer philipps.
    • Finalidad  Moderar los comentarios. Responder las consultas.
    • Legitimación Tu consentimiento.
    • Destinatarios  1&1 - IONOS.
    • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
    • Información Adicional Puedes consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
    Privacidad